Ganadería, movimiento y finanzas

14.08.2021

Mercado de Liniers, con la entrada semanal más importante de los últimos dos meses, la demanda trabajó con selectividad y los precios reflejaron un recorrido bajista en todas las categorías.

El total de hacienda ingresada en la última semana resultó casi un 70% mayor que lo ingresado la semana previa, reuniendo 24.776 animales. En lo que respecta a consumo, aunque por ciertos lotes especiales de novillos y novillitos el Viernes se pagaron precios destacados, para el resto de la hacienda la salida fue más trabajosa. La hacienda liviana y de buena calidad se sostuvo con mayor firmeza relativa dentro de los valores pagados la semana pasada pero los reglones intermedios y más pesados sufrieron mayores retrocesos. Por otra parte, se registró un ingreso muy importante de novillos  con casi 3.800 animales, algo que no se veía desde comienzos de marzo y que sin dudas contribuyó a la baja de los valores. INML cerró el Viernes en $167,37 perdiendo por completo la mejora lograda la semana previa  con $173,246 y volviendo a los niveles marcados dos semanas atrás. En vaca, pese a la baja promedio que muestra la categoría, se destaca una mejora paulatina de los valores piso, producto de la menor oferta directa y los mejores valores que comienza a consolidar el mercado chino. Es así como la conserva buena volvió a marcar topes de $115 y la manufactura de $120 contra una vaca buena a especial que ajusta unos $10 respecto de los máximos marcados una semana atrás y limita su recorrido en $135 el kilo. A pesar de las bajas generalizadas, el cambio de distribución de la oferta -mayor proporción de novillos y novillitos y menor participación de vacas- arroja como resultado una mejora del 3,1% en el valor promedio de todas las categorías comercializadas en la semana (IGML) que finaliza en $146,078 frente a los $141,699 de la semana previa.